La mayor parte del colesterol corporal se sintetiza en el hígado y también se absorbe de la dieta.
El organismo utiliza el colesterol para sintetizar vitamina D y varias hormonas como los estrógenos, la testosterona y el cortisol, también interviene en la formación de ácidos biliares vitales para la digestión de las grasas.


La concentración del colesterol puede alterarse debido a los cambios que se producen con el envejecimiento, trastornos hereditarios o al estilo de vida (dieta con alto contenido en grasas, inactividad física o sobrepeso). Los valores anormales de colesterol pueden generar problemas a largo plazo como la ateroesclerosis y a su vez ésta puede llevar a un ataque cardiaco o a un accidente cerebro-vascular.
Los alimentos para prevenir la elevación de los valores de colesterol en sangre deben tener bajo contenido de grasas saturadas.


Las grasas se dividen en: saturadas, poliinsaturadas o monoinsaturadas; las grasas saturadas aumentan en mayor grado que otras los niveles de colesterol, las grasas poliinsaturadas (que incluyen los ácidos grasos omega-3 y omega-6) y las grasas monoinsaturadas pueden ser útiles para controlar o disminuir los niveles de colesterol en sangre.


Los alimentos que contienen menores cantidades de grasas saturadas y que pueden ayudar a prevenir las altas en el colesterol son entre otros:

  • Aceites vegetales: aceite de maíz , de oliva, de soya, de girasol.
  • Frutas: cítricos, fresas, manzanas, palta, naranja, aceituna.
  • Verduras y hortalizas: espinacas, alcachofa, espárragos, berenjena, tomate, zanahoria, brócoli.
  • Cereales: Avena, lenteja, garbanzos, fríjol.
  • Alimentos ricos en fibra: salvado, avena, arroz integral, pan integral.
  • Pescados: Caballa, salmón , atún, bonito, mero.
  • Carnes: Pollo y pavo (sin piel), ternera (corte magro).
  • Productos lácteos: leche descremada , yogurt bajo en grasa.
  • Frutos secos: nueces, almendras, maní.


Es muy importante además de mantener una alimentación saludable, hacerse chequeos periódicos y no olvidar que la actividad física es vital para mantener una vida saludable.
Por eso, Plenitud te acompaña con una línea de productos para la incontinencia, para que cuidarte y hacer ejercicio no se vuelva un problema y puedas seguir teniendo una vida saludable.